Congresista Bermejo a la oposición del Legislativo : “Dejen que los ministros trabajen y si no dan la talla se irán a su casa”

El parlamentario de Perú Libre señaló que todavía hay una facción de la política que no acepta "que un rondero haya ganado las elecciones"


...

REDACCIÓN LIMAY

LIMAY.PE

Lima, 19 de octubre de 2021

Actualizado el 19/10/2021 01:38:50 am

Este martes, Guillermo Bermejo, congresista por Perú Libre, exhortó a sus colegas de oposición del Congreso a que se deje trabajar a los ministros del actual gabinete ministerial y se pare con las presuntas interpelaciones que llegarían en los próximos días.

Premier Vásquez pide al Congreso debatir con urgencia proyecto de reforma constitucional [VIDEO]

De esta manera, indicó que se debe dejar a los ministros trabajar como también se había pedido con el exgabinete liderado por Guido Bellido Ugarte, e incluso pidió un plazo de seis meses, donde se hará una evaluación del desempeño.

“Ahora por lo menos, dejen que los ministros se sienten en su sitio y comiencen a ejecutar las políticas públicas en su momento, lo mismo le pedí con el gabinete anterior. Por el amor de Dios, dejemos que los ministros trabajen y en seis meses evaluaremos, si no dan la talla, los que tienen que irse a su casa, tendrán que hacerlo”, expresó.

Por otro lado, Bermejo también acuso a una “facción fascista” e incluyó a los integrantes de la bancada de Fuerza Popular por ser del sector fujimorista.

“No contribuyamos a la intención de la facción más fascista del Congreso de la República. Ellos ya lo dijeron, ellos van por la vacancia y en contra del gabinete, y si es que no les resulta irán ministro por ministro. Eso no lleva a la gobernabilidad del país”, sentenció.

Finalmente, señaló que todavía hay una facción de la política que no acepta “que un rondero haya ganado las elecciones”, en referencia a la victoria del hoy presidente de la República, Pedro Castillo Terrones.

Vladimir Cerrón sobre el nombramiento de Ricardo Belmont como asesor: "No fue propuesto por el partido"

“El presidente tomó una decisión, tuvo un gesto político para evitar llegar a la confrontación entre pedidos de vacancia, censura y el tema de la cuestión de confianza, él se puso por encima de esto”, manifestó.